Zoe, un carro lleno de energía
5/06/2018 Reportes de Manejo

Zoe, un carro lleno de energía

Alimentado por una batería de iones de litio de 41 KWH, el Renault Zoe alcanza una autonomía de hasta 300 kms en una sola carga.

La Agencia Internacional de Energía (AIE) proyecta que para el 2030 habrá al menos 130 millones de vehículos eléctricos rodando en las carreteras del mundo y estima un crecimiento de 24 % anual en las ventas de estos vehículos.

No en vano los fabricantes de automóviles se vienen preparando con nuevas propuestas para responder a esta gran demanda, que viene impulsada por una mayor conciencia del cuidado de los recursos naturales y la menor dependencia del petróleo para la movilidad de estos.

Colombia no se escapa a esta realidad y aunque el mercado aún es pequeño, la llegada de modelos como el Zoe de Renault, es una muestra clara del compromiso que tienen algunas marcas con los consumidores que buscan entrar en la onda de los vehículos eléctricos.

Y qué mejor que Medellín, una zona montañosa del país, para poner a prueba este nuevo carro, que llega para conquistar a las familias colombianas.

¿El reto? Una prueba de ruta de 120 kilómetros entre Medellín y Santa Fe de Antioquia, ida y regreso, para enamorarse del diseño exterior del vehículo y posteriormente descubrir sus atributos interiores, el desempeño en las carreteras y la seguridad que ofrece tanto al conductor como a sus ocupantes.

A simple vista es un vehículo compacto, ideal para cuatro o cinco ocupantes, con unas líneas perfectamente demarcadas, que al mirar en detalle permiten descubrir un auto moderno, con curvas tan definidas que le imprimen la elegancia de un vehículo urbano, con un toque de deportividad, gracias a sus detalles especiales.

Por ejemplo, los faros alargados que se fusionan con las líneas laterales, dan la sensación de estar frente a un vehículo más amplio, en el que sobresalen las luces en forma de media luna, situadas en cada uno de los extremos de la parte frontal del vehículo. En el centro se destaca el rombo característico de la marca, que en este caso sirve de tapa para el enchufe y las unidades de luz traseras que forman el rombo cuando están encendidas.

El Renault Zoe, el vehículo eléctrico más comercializado en Europa, llega a Colombia en dos versiones: Life y Ultimate, que se diferencian entre sí por el sistema de sonido Bose y los rines bitono diamantados de 16 pulgadas, que trae la versión Ultimate.

Comodidad y seguridad

El interior del Zoe no tiene nada que envidiarle a los carros convencionales. Las dos referencias tienen acabados minimalistas pero muy elegantes, combinación de colores beige y gris, caja automática y dos pantallas, una frente al timón y otra de 7 pulgadas, que sobresale de manera flotante en la parte central, donde se puede visualizar la información del vehículo y tener conectividad para descargar aplicaciones, escuchar música, hacer llamadas y acceder a toda la experiencia multimedia que ofrece el vehículo.

Cuenta con encendido automático de luces, tarjeta manos libres de apertura y arranque, sensor de lluvia, función de anti-patinado, regulador de velocidad, sensores de reversa, aviso sonoro Z.E. Voice que previene a los peatones de la circulación del vehículo y control de presión de las llantas, entre otras ayudas al conductor.

Las dos versiones vienen equipadas con frenos ABS y distribución electrónica de frenado (EBD y cuatro airbags. También incluye encendido automático de luces en caso de frenada brusca. Para la seguridad de los menores, incluye anclajes Isofix, que permiten asegurar las sillas de los bebés.

Desempeño en carretera

El Renault Zoe desarrolla 92 caballos de potencia, un torque de 220 Newtons/metro y una autonomía de hasta 300 kilómetros, con una solo carga de su batería de ion-litio, ubicada bajo el piso del habitáculo y conectada a un sistema de frenado recuperativo, que ayuda a recargarla automáticamente en cada frenada o cuando el vehículo desacelera.

En la prueba de manejo realizada en Medellín pudimos comprobar que se alcanzan los 100 km/h después de 13,2 segundos y tras unos minutos de avance por la carretera montañosa se puede alcanzar una velocidad máxima de 135 km/h.

El asistente de arranque en pendiente, que detecta el grado de inclinación del auto, mantiene activados los frenos para poder acelerar en ascenso, evitando que el auto se resbale hacia atrás, lo que permite una conducción mucho más fácil y segura en las carreteras colombianas.

¿Cómo recargarlo?

El vehículo integra un cable de carga doméstico plegado bajo el rombo al centro del frontal, el cual se puede conectar a un tomacorriente casero para recargas de hasta 3,7 KW, carga semi-rápida en hogares con cargador de pared de 3,7 a 7 kW, o estaciones de carga pública entre 11 y 22 kW. Los tiempos de recarga van desde 20 horas en conexiones caseras hasta 2 horas 40 minutos en puntos de carga pública.

Galería Renault ZOE

Renault ZOE

1 de 16

¿Qué opinas? Cuéntanos