logo autocosmos Vende tu carro
Industria

Recuperar la confianza del mercado, gran apuesta de Chevrolet

La industria automotriz ha caído un 6 % con respecto a 2014.

Recuperar la confianza del mercado, gran apuesta de Chevrolet
2014 fue un gran año para la industria automotriz colombiana. Con 326.477 unidades vendidas, el año pasado tiene el récord de ventas de vehículos en la historia de Colombia. Este año el panorama es distinto. En lo que va corrido del año el sector automotor ha comercializado un total de 135.743 unidades con una disminución cercana al 6% en comparación con el mismo periodo de 2014, debido en gran parte a la coyuntura económica mundial y a la devaluación del peso colombiano.
 
Chevrolet, marca líder del mercado automotor colombiano por 29 años consecutivos, sigue “mirando a todos desde arriba” en cuanto a ventas se refiere y tiene una participación de mercado acumulada de 24,4 %. Entre enero y junio de este año, la marca del corbatín dorado ha matriculado un total de 32.955 vehículos. Solo en el mes de junio, Chevrolet vendió un total de 5.492 unidades.
 
“Actualmente existe una disminución en los índices de confianza del mercado, no solo por efectos de la devaluación que ciertamente es un factor muy importante, sino por el consecuente debilitamiento de las expectativas de crecimiento de la industria automotriz, que puede llegar a un 10% de caída o más frente a 2014”, manifestó Jorge Mejía, presidente de GM Colmotores
 
En lo que va corrido de 2015, el alto precio del dólar ha hecho que GM lidere la tendencia de precios en la industria, como mecanismo para compensar la pérdida por devaluación, situación que afecta a todas las marcas de vehículos en el país. Con respecto a la devaluación de la tasa de cambio, Mejía señaló que: “por ser ensamblador local, una porción de los costos están en pesos, con lo que es una ventaja frente al producto importado que recibe el impacto completo de la devaluación. Sin embargo existe un aumento de precios y una volatilidad grande en la tasa de cambio que genera una desconfianza en el consumidor y eso conlleva a una reducción de la industria de vehículos en 2015.”
 

Fernando Díaz recomienda

Cuéntanos que opinas